Home » Especiales » Un día para los oyentes de la Radio Cubana

Un día para los oyentes de la Radio Cubana

Share on Facebook
Post to Google Buzz
Bookmark this on Yahoo Bookmark
Bookmark this on Livedoor Clip
Share on FriendFeed

La radiodifusión en Cuba cumple 90 años.

En Radio Cadena Habana se estableció el 19 de Marzo como el Día del Oyente.

Aunque soy enemiga de las fechas y celebraciones preconcebidas, cada 19 de marzo, desde hace 8 años, marca un hito en mi vida y en la del colectivo de Entérese, programa de Radio Cadena Habana. Es el día en que honramos a nuestros oyentes, pese a que cotidianamente, en cada programa intentamos hacerlo con el mayor respeto y calidad.

Confieso que desde aquella primera vez en los jardines de la UNEAC, el sueño se hizo realidad y se ha extendido, ya somos más los que en todo el país honramos la constancia de quienes nos escuchan. Lo que en un principio parecía una utopía para muchos, se ha convertido en una certeza.

Unos hablan de que se institucionalice en el país el día del oyente, otros, abogan porque necesita más divulgación la idea. Pienso que cada emisora debe acoger la noble iniciativa y unirse a esta celebración merecida. Si ustedes son la razón de existir de la radio por qué no premiarlos cada marzo, un mes en que celebramos además el día de la prensa cubana y el día mundial de la poesía. Hasta las coincidencias históricas refuerzan el empeño.

Ustedes nos oyen desde hace 90 años.

Mientras, algunos demoran en seguirnos, nosotros, estamos aquí con el placer inigualable que nos convoca a hacerlos más felices a través del respeto y la admiración que merece.

Cada día del oyente en Entérese es diferente, como lo es cada salida al aire. Porque este colectivo no quiere repetirse, pero sí que nuestros oyentes continúen confiando y creyendo en él.

Nosotros sabemos cuánto necesitamos a nuestros radioescuchas, “Es sencillo hacer algo que valga la pena en las vidas de otros”. Vale mucho, quien a muchos sirve.

La Radio Cubana cumple en agosto próximo 90 años, desde la primera salida al aire de la planta 2LC de Luis Casas Romero. El oyente también atesora nueve décadas de sueños y encantos por las ondas hertzianas. Merece un día de agasajos.

Por: Grisel Chirino Martínez

Dejar un comentario